jueves, 7 de julio de 2016

EJERCICIO 1. LA PROPORCIÓN EN EL ROSTRO HUMANO

Cuando le pedimos a alguien con poca práctica que nos dibuje una cara, por lo general nos encontramos con un dibujo desproporcionado, en el que la mitad superior de la cabeza queda demasiado estrecha. Esto es debido a la poca importancia que le otorgamos a esta parte del rostro, ya que los rasgos faciales distintivos de una persona los encontramos en la parte inferior: ojos, nariz y boca.

En la imagen que sigue vemos dos dibujos realizados por la misma persona, en el primero no ha recibido indicación alguna y en el segundo le hemos pedido que dibuje una forma ovalada, un eje de simetría vertical y sitúe los ojos en la mitad de la altura de dicho eje, la naríz en el punto medio de la distancia ojos-barbilla




Alberto Durero (1471-1528), artista alemán, una de las figuras más importantes del renacimiento, afirmaba que la geometría y las medidas eran la clave para entender el arte renacentista italiano. Su interés por la geometría y las proporciones matemáticas lo motivo para realizar su tratado más conocido Vier Bücher von menschlicher Proportion (Cuatro libros sobre las proporciones humanas, publicado a título póstumo en 1528).

















No hay comentarios:

Publicar un comentario